sábado, 10 de diciembre de 2011

PERIODOS EN LOS QUE SE DIVIDE LA HISTORIA DE ROMA




Como ya sabemos, Roma fue fundada cerca del monte Palatino, junto al río Tíber. Esta posición convertía la zona en pantanosa  por lo que su población de agricultores y ganaderos fue, en su origen, muy reducida. Pero lo cierto es que la ciudad se encontraba en un punto estratégico protegida por las colinas que le rodeaban y además era un cruce destacado en las rutas comerciales del Lacio central, y entre Etruria y Campania. Estos factores fueron los que contribuyeron al éxito y a la fortaleza de la ciudad.
                                        





La historia de Roma se divide en tres etapas:  Monarquía,  República , Imperio.                   
                                      

                                                            
MONARQUÍA
 
La monarquía romana fue la primera forma política de gobierno de la ciudad-estado de Roma, desde el año 753 a. C., hasta el año 510 a. C., cuando el último rey, Tarquino el Soberbio, fue expulsado, instaurándose la república romana.
 
Durante la monarquía los reyes más destacados fueron Rómulo, Numa Pompilio, Tulio Hostilio, Anco marcio, Tarquinio Prisco, Servio Tulio y Tarquinio el Soberbio.
Tras la muerte del primer rey Rómulo subió al trono Numa Pompilio el cual contaba con una Roma con un mayor territorio que abarcaba colinas como el Quirinal, el Esquilino, el Capitolino y la colina de Celio.  Entre las azañas realizadas por Numa destaca el regulamiento del calendario solar y lunar, el establecimiento de los pontífices romanos y las Vestales y la creación de los diversos gremios romanos.


Numa Pompilio 

 
A la muerte de Numa le sigue Tulio Hostilio, al que se le atribuye el sometimiento   definitivo de Alba Longa. Tulio construyó la Curia Hostilia, sede del Senado hasta el s.I a.C.

 
       Tulio Hostilio
Curia Hostilia

 
Pons Sublicius
Anco Marcio fue un rey más pacífico que mejoró y expandió la cuidad de Roma.
Mandó construir el primer puente de Roma hecho de madera, el pons Sublicius.
 
                         
 

A Anco Marcio le sucede Lucio Tarquinio Prisco en el 616 a.C. Su reinado se centró en la expansión del territorio romano mediante continuas guerras contra sus vecinos sabinos, estruscos y latinos. Se le atribuyen también la organización de ciertos festivales romanos y del primer desfile triunfal. Pero, sin duda, su mayor logro fue la construcción del Circo Máximo.
           
Circo Máximo

                                     
Lucio Tarquinio Prisco

Tras el asesinato de Tarquinio reina  Servio Tulio quien expande las fronteras de Roma por el territorio de Veyes y otras áreas etruscas. También se debe a Servio Tulio la creación de la Asamblea Centuriada.

Servio Tulio
     
La creciente impopularidad de Servio Tulio llevará a su asesinato en un  complot organizado por quien habría de ser el último rey de Roma, Tarquinio el Soberbio, hijo de  Tarquinio Prisco.
                                                
Sociedad

La sociedad en este periodo estaba compuesta por una clase alta o nobleza constituida por los patricios que formaban la aristocracia romana, el sector dirigente y privilegiado y eran los únicos considerados como ciudadanos romanos, con derecho a votar, ocupar los cargos políticos y religiosos; y una clase baja, la plebe, compuesta por los extranjeros y vecinos a los que se les consideraba hombres libres, pero no ciudadanos por lo que carecían de derechos y no tenían ninguna participación en el gobierno ni en la vida religiosa. Los plebeyos podían incorporarse a una familia de patricios como criados para contar con mayor protección.
  
Existía un último grupo inferior a todo estos, los esclavos, que eran los prisioneros de guerra y los plebeyos deudores, a los cuales no se los consideraba como personas sino como cosas. Se dedicaban a las tareas serviles y carecían de derechos. Los que lograban su liberación mediante un pago, se convertían en clientes.
 
Dentro de la organización social, la familia constituía la institución más sólida del estado, dentro de la cual era el padre quien contaba con la mayor autoridad.

Gobierno
 
El gobierno solamente podía ser ejercido por los patricios. El rey era elegido por la Asamblea, formada exclusivamente por los ciudadanos y cuyas funciones eran variadas(desde legítimas a judiciales). También existía un Senado el cual estaba integrado por los jefes de la familias patricias y sus funciones se basaban en asesorar al rey.                                                                                                                          
   

Economía                                                                                                                                                                                                                                      
La economía se basaba en la explotación de la tierra, por lo cual la mayoría de la población era campesina. Aunque los hombres  de la ciudad se dedicaban a otras tareas como la artesanía,  carpintería,  herrería,  y algunos también abastecía al pueblo de alimentos y útiles necesarios para la vida diaria.
                                         


REPÚBLICA


La República Romana fue un periodo de la civilización romana antigua caracterizado por un régimen de gobierno republicano. Se inició con el derrocamiento de la Monarquía Romana, 510 a. C., y duró más de 450 años, hasta el 27 a.C. cuando comienzan los conflictos por el poder, a través de una serie de guerras civiles, hasta desembocar en un forma de gobierno imperial. La evolución de la Republica Romana fue fuertemente influenciada por la lucha entre la aristocracia, patricios, y los romanos con riquezas, pero que no eran de familias nobles. Este periodo se rige por una constitución que se centra en los principios de una separación de poderes, controles gubernamentales y equilibrios de poder. También hay que señalar que es en la república cuando Roma alcanza su máximo esplendor debido a la multitud de conquistas que lleva a cabo el ejército romano.
 
Los personajes importantes de la república romana son entre otros:
Cayo Mario fue político y militar romano, llamado tercer fundador de Roma por sus éxitos militares. Fue elegido cónsul siete veces a lo largo de su vida. También se destacó por las reformas que impuso en los ejércitos romanos, autorizando el reclutamiento de ciudadanos sin tierras y reorganizando la estructura de las legiones, a las que dividió en cohortes.
 
Cayo Mario

Marco T. Cicerón fue reconocido como uno de los más importantes autores de la historia romana siendo el responsable de la introducción de las más célebres escuelas helenas en la literatura republicana, así como de la creación de un vocabulario filosófico en latín. Cicerón centró toda su atención en su carrera política, siendo miembro del Senado durante una época.

Marco T. Cicerón

Julio César fue un militar romano y un líder político. Es considerado como uno de los más grandes genios militares de toda la historia, pero también un excelente político y uno de los líderes más fuertes del mundo antiguo. Fue proclamado dictador por toda la vida, y centralizó el gobierno de la Republica. Fue asesinado en el 44 a. C., por Bruto y una serie de senadores comandados por él, recibiendo de ellos más de veinte puñaladas. Hizo innumerables conquistas para el territorio romano, y nunca perdió una batalla en la que él se encontrara de comandante.

Julio César


Sociedad
 
Sigue existiendo grupos sociales pero cada vez se establecen más relaciones que favorecen a una mayor igualdad. Los patricios se unes con los ciudadanos ricos y forman la nueva aristocracia y  los plebeyos menos ricos, que en la monarquía estaban bajo el poder de los patricios, crean el título de tribuno de la plebe y consiguen arrebatarles a los patricios cargos como Máximo Pontífice y augures o las magistraturas. Viendo el poder que alcanzaban los plebeyos, los patricios se unen a ellos formando la nobilita.
 
Respecto a los esclavos   seguían siendo tratados como objetos a los cuales los vendían y compraban. Estaban constituidos mayoritariamente por la población de los pueblos conquistados.

Política
 
Durante la Republica en Roma muchos funcionarios e instituciones propias del régimen monárquico, desaparecieron, pero otras se adaptaron para servir mejor al gobierno del pueblo. De este modo los organismos de gobierno fueron:
 
Los Cónsules, elegidos anualmente por la asamblea popular. Ejercieron casi los mismos poderes que le habían correspondido al Rey durante la Monarquía Romana.  En caso de emergencia y de peligro nacional, los cónsules debían nombrar a una persona con poderes absolutos llamado Dictador, pero este cargo debía cesar una vez terminado el peligro y, en ningún caso, podía durar más de seis meses.
 
El Senado. Durante la Republica se afianzó definitivamente como un organismo cuyo papel era orientar y aconsejar al gobierno de Roma. También era el elegido para llevar a cabo las relaciones exteriores de la política romana.
                                           

     




Las Asambleas: Reciben también el nombre de comicios y fueron de tres clases: Asamblea Curial(reunión de patricios), Asamblea Centurial(reunión de ciudadanos), Asamblea Tribal(reunión de la plebe).
Existían otras magistraturas como censores, cuestores, pretores, ediles…
                                                                          
IMPERIO

Comenzó en el año 27 a. C., al otorgársele a Octavio el título de Augusto. Fue considerado hijo del César divinizado, y se le otorgó poder consular a perpetuidad. Bajo el mantenimiento de las formas republicanas, se va avanzando paulatinamente a un sistema de poder monárquico y militarista.
 

Octavio Augusto 

Octavio Augusto tenía potestad censoria, que le permitía elaborar la lista de los senadores y también dirigía la política exterior, dictaba normas, llamadas constituciones imperiales, acuñaba moneda y proponía candidatos para las magistraturas.
Los Comicios prácticamente desaparecieron. Su función se vio reducida a aclamar al Emperador y los magistrados.
 
A este período se lo conoce con el nombre de Alto Imperio, sucediéndose luego de Augusto, cuatro dinastías de emperadores: la de los Julio-Claudios, la de los Flavios, la de los Antoninos y la de los Severos. Todos gobernaron con un poder casi absoluto, basado fundamentalmente en el ejército.
 
Durante el gobierno de Augusto, se piso fin a las guerras civiles, y comenzó a vivirse en orden, seguridad y prosperidad, con gran florecimiento artístico y cultural, conociéndose esta etapa como de la pax romana.
 
Las distintas provincias incorporadas a la dominación romana se dividieron en senatoriales e imperiales. Las primeras, estaban bajo la administración del Senado y las segundas estaban bajo el control del Emperador.
                                                  
 Imperio romano en tiempos de Augusto

La ciudad más importante del imperio, era Roma, su capital. En ella se podía ver una gran diferencia social , donde los miembros del orden senatorial y los ricos caballeros habitaban en los domus, residencias muy lujosas, y la mayoría de la población vivía muy modestamente, en los insulae, casas de inquilinato de hasta cuatro pisos, inseguras e incómodas.

         
                
Domus romana
Insulae romana

El Bajo Imperio comienza con Diocleciano,  que gobernó entre los años 284 y 305, estableciendo el sistema de la tetrarquía y pacificando el territorio. El imperio fue dividido en una zona occidental, bajo su gobierno, y en otra oriental, a cargo de Maximino, ambos con el título de Augustos, pero eligiendo un César, cada uno, configurándose cuatro poderes imperiales.

Diocleciano
 
Durante su gobierno se persiguió a los cristianos ferozmente, disponiéndose por edicto la obligación del culto imperial. Templos y libros fueron destruidos y los cristianos padecieron la cárcel y torturas. En el año 311, Galerio, dictó el Edicto de tolerancia, y en año 313, se promulgó el Edicto de Milán que proclamaba la neutralidad del estado en materia religiosa.
 

Constantino
Con Constantino se divide el Imperio, para su mejor gobierno, en cuatro prefecturas: Oriente, Iliria, Italia y las Galias.
  



 









En el año 395, Teodosio I, divide el Imperio entre sus dos hijos: Honorio, a quien le correspondió el imperio de Occidente, con capital en Roma y Arcadio, a quien le correspondió el de Oriente, con capital en Constantinopla.
 

La crisis se generó a raíz del aumento de los gastos originados en un estado burocrático y militarizado y la presión de los pueblos bárbaros por ingresar a las fronteras imperiales, los que fueron en muchos casos admitidos para tareas rurales y prestar servicios militares.


En el año 476, el Imperio de Occidente  cayó en poder de los pueblos bárbaros. El de Oriente aguantó hasta 1453, cuando Constantinopla cayó en poder de los turcos otomanos.
 

Bárbaros atacando Roma

 A continuación pueden ver un video donde se resume los periodos de la historia romana, los acontecimientos que tuvieron lugar y ls personajes que intervinieron.



                                            










No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada